ACUERDO DE COLABORACIÓN ENTRE LA FUNDACIÓN CUIDADOS DIGNOS Y LA FUNDACIÓN GSR: OTRO PASO MÁS HACIA LA EXTENSIÓN DE UN CUIDADO LIBRE DE SUJECIONES.

11 Julio, 2017

El pasado 29 de junio la Fundación Cuidados Dignos (FCD) y la Fundación Gestión de Servicios Residenciales GSR firmaron un Acuerdo de Colaboración entre ambas entidades, mediante el que la Fundación GSR se convirtió en una entidad colaboradora de la FCD. La firma del acuerdo se llevó a cabo entre la Directora de la FCD Ana Urrutia y el Director de GSR Iñaki Roa en la sede que la cooperativa guipuzcoana tiene en Arrasate. En el acto estuvo presente el director de Servicios Sociales del Gobierno Vasco Emilio Sola, quien mostró su compromiso e implicación con el proyecto.

El objetivo de la colaboración es difundir, mediante acciones formativas, una Cultura de Cuidado basada en la Atención Centrada en la Persona (ACP) sin sujeciones. La herramienta para aplicar este cambio de Cultura de Cuidado es la Norma Libera-Care, creada por la Doctora Ana Urrutia, en la que ya se han formado más de 180 organizaciones estatales y que GSR lleva años apoyando y trabajando en ella. De hecho, GSR actualmente tiene 10 residencias certificadas en la Norma y 5 en proceso de certificación. La cooperativa gestiona actualmente 20 centros, en los que el porcentaje de uso de sujeciones es menor del 4%. De esta manera, la Fundación GSR se convierte en otra de las muchas entidades colaboradoras que trabajan con la FCD.

En palabras de Ana Urrutia, “la Norma Libera Care es una Metodología de Gestión que transforma la organización, de tal manera que ésta trabaja mediante parámetros centrados en la persona, como el no uso de sujeciones y esto supone una mejora en la salud física y mental de las personas cuidadas y un aumento de la motivación de los/las trabajadores/as. Y todo ello sin aumentar costes, e incluso disminuyendo algunos muy importantes como el gasto farmaceútico”.

En los países más desarrollados del mundo la gestión del uso de sujeciones o su eliminación es un tema ya superado, mientras que no ocurre así en España, donde los estudios desarrollados en los distintos niveles asistenciales y de intervención, fundamentalmente en centros residenciales para personas mayores, pero también en hospitales de agudos, permiten concluir que la prevalencia global de utilización de dispositivos de sujeción se sitúa entre un 10% y un 20%.

Finalmente, caben destacar las palabras del director de Servicios Sociales del Gobierno Vasco, que afirmó que están desarrollando un nuevo Decreto para los centros residenciales para personas mayores, ya que el que está vigente se encuentra ya desfasado y que, tal y como dijo Emilio Sola, desde las instituciones “promoverán un cuidado libre de sujeciones”.